Aumenta tu productividad en el trabajo

¡Comparte en las Redes Sociales!

Aumenta tu productividad en el trabajo

En este post comentamos tips de cómo aumentar tu productividad en el trabajo con unos sencillos pasos

¿El sueño te atrapa y no sabes como remediarlo? ¿Estás hart@ de estar siempre cansado y que tus compañeros te vean así? ¡Ya es hora de ponerle fin a este problema!

A todos nos pasa que nos cuesta demasiado levantarnos de la cama para empezar con el día, parece que la cama nos atrapa sea la hora que sea, aún más si tienes que ir a trabajar. Lo primero que solemos hacer es prepararnos un café y rezar para que nos haga efecto inmediato, ya sea en casa o en la oficina. Este blog lo hemos creado especialmente para ti ya que sabemos que tú también sufres este tipo de problema, ¡así que ya sabes que no estás sol@! Tras leernos, sabrás cómo remediar el sueño y aumentar tu productividad en el trabajo.

Antes que nada, empecemos con esta simple pregunta: ¿Sabes bien lo que es la productividad del trabajo? En pocas palabras, es la relación que tiene el tiempo de trabajo y el producto que se obtiene. Aunque sea increíble, existen diversas páginas webs en el que encontrarás la posibilidad de controlar la productividad en tiempo y personal, como por ejemplo la aplicación Sesame en donde los empleados podrán tener control de la productividad que están generando en la empresa.

Productividad en el trabajo

De hecho, la productividad no es la misma para todos, ya que depende mucho de la forma de ser de cada persona y de su eficacia, pero como regla general, existen ciertos principios que los puede utilizar todo el mundo para aumentar la productividad en el trabajo.

  1. Planifica tu día. Antes de irte a dormir para empezar un día nuevo, dedica unos 10-15 minutos en planificar tu día siguiente y así no tendrás que hacerlo con prisas el mismo día. ¿Qué tiene que ver esto con la productividad? Pues que tras organizar tu próximo día y tener bien claro qué vas a hacer y a qué hora, te estás ahorrando el paso de tener que sentarte en la mesa de la oficina tratando de pensar qué vas a hacer mientras miras el ordenador hipnotizada y sabiendo que tu jefe llegará en unos minutos para preguntarte qué tareas tendrás para ese día. Para hacer esto más fácil aún, apúntate en una hoja en horas qué tarea tienes que realizar y durante cuánto tiempo, incluido horas de comida, para así solamente tener que mirarlo y seguir con tus labores. Ten en cuenta que la lista tiene que estar bien organizada para que te sea más fácil de leer.
  1. Empieza el día con tareas cortas. Ya en la oficina a primeras horas de la mañana, ten en cuenta que, si te quitas de encima las tareas más rápidas y cortas de hacer, te sentirás que estás avanzando mucho y con mayor eficacia, así que empieza encendiendo el ordenador y programando el correo. Tras hacer esto, trata de seguir con tareas cortas que ya te propusiste hacer por la noche anterior en tu lista.
  2. Planifica también las interrupciones. A muchos os impactará este apartado, pero es verdad que la mayoría somos personas que nos distraemos con facilidad, por lo que tenemos que tener siempre presente que debemos de apuntar en la lista momentos de descanso aun que sean de unos 5 minutos ya que nuestro cerebro nos puede jugar malas pasadas. Según un articulo de la universidad de California asegura que la mente de un ser humano puede tardar unos 20 minutos en volver a centrarse.

En estos momentos del COVID-19 somos muchas las personas que estamos trabajando desde casa y esto puede ser un factor perjudicial en nuestra vida diaria en el trabajo, ya que al trabajar en nuestra zona de confort tenemos muchas más interrupciones de las habituales, pero hay que saber marcarse un objetivo y seguir con nuestra lista.

Ten en cuenta estos pasos a seguir y verás que notarás resultado rápidamente, ¡simplemente tienes que marcarte un objetivo!

Abrir chat
¡Cuéntanos tu proyecto!